Asesinatos, venganzas, abusos sexuales, explotación laboral, corrupción…

Martín Louro nunca se había visto tan cerca de la oscuridad abismal del alma. Ahora, llevando la pastoral penitenciaria en la cárcel de Bonxe (Lugo), este joven cura gallego se topa con graves delitos y con durísimas historias de perdición humana.

En este ambiente de oscuridad, la fe parece intentar sacar lo mejor del ser humano o, al menos, para tratar de dar un poco de luz a unas vidas que parecen condenadas al desconsuelo.

¿un vistazo al libro?

Cuéntanos tus intereses

«No confié lo suficiente en Dios. Ahora veo que estaba equivocado, que el Señor me mandó a esa cárcel por algún motivo»

Síguenos en las redes sociales y podrás estar al día de todas las novedades sobre nuestros libros, autores y ofertas